Revista referencia en fenómeno fan

‘Algo para recordar’, la comedia romántica que olvida la lógica para apostar por la magia

Como cada viernes, una comedia romántica.
Algo para recordar

Quien no ha profundizado en la comedia romántica como género seguramente piense que todas las películas son iguales. Bueno, una buena parte están cortadas por el mismo patrón, pero no, no todas son iguales. De hecho, las tramas, situaciones, personajes y relaciones han ido cambiando con el paso de los años e, incluso dentro de estos periodos de tiempo, hay películas radicalmente diferentes entre sí. Nuestra última recomendación, El diario de Bridget Jones, no puede ser más diferente de esta que viene a continuación: Algo para recordar. Con esta película de Nora Ephron damos por concluido el bloque de enero que repasa las grandes comedias románticas de las últimas décadas y nos adentramos en un nuevo bloque: para el mes de los enamorados, las grandes historias de amor. Algo para recordar sirve como enlace de uno y otro. Por eso es nuestra recomendación de hoy.

Historia y sinopsis de Algo para recordar

Algo para recordar

Sam Baldwin (Tom Hanks) es un arquitecto que vive en Seattle junto a su hijo pequeño, Jonah (Ross Malinger). Ambos han perdido a una persona fundamental: meses atrás, la esposa de Sam, la madre de Jonah, falleció. Sam, desde entonces, no consigue levantar cabeza. Jonah también echa de menos a su madre, pero sobre todo está preocupado por su padre. Considera que debe encontrar una nueva esposa, una mujer que le devuelva la ilusión. Por eso, el día de Navidad llama a un programa de radio dedicado al ser humano: deseos, dolores, promesas, todo puede reflexionarse. Jonah explica la historia de su padre de una manera conmovedora, haciendo que se derritan corazones.

Al otro lado de Estados Unidos, Annie Reed (Meg Ryan), que regresa a casa tras haber cenado con su familia y su prometido, siente cómo su corazón se derrite. No conoce a Sam, desde luego, pero tampoco conoce ese sentimiento del que no hacen más que hablarle: esa magia que sientes cuando estás al lado de tu persona. Annie quiere a su prometido, pero no siente esa magia. Sí siente algo, sin embargo, cuando piensa en Sam, con quien empieza a obsesionarse. Siente que tiene que conocerlo antes de casarse porque, quién sabe, a lo mejor es Sam su persona.

Algo para recordar sigue una premisa muy evidente: ese «cuando lo sabes, lo sabes» que justifica que en muchas ocasiones se tomen decisiones que no parten desde la lógica sino desde las sensaciones. Annie se pasa buena parte de la película hablando de la lógica, pero lo que planea en todo momento sobre la historia es esa sensación de que entre ese desconocido llamado Sam y ella hay un hilo tan mágico que cruza Estados Unidos de este a oeste.

Cuándo recomendamos ver Algo para recordar

Cuando apetezca algo más bien ñoño

Porque Algo para recordar tiene tono, ritmo y situaciones propias de comedia romántica, y por eso encaja en el género, porque sigue sus maneras y sus modos… pero es una película más bien ñoña. Ideal para los más románticos del género, Algo para recordar puede resultar entrañable y encantadora, desde luego romántica hasta decir basta. No apta para quien busque algo más bien fresco y desenfadado.

Cuando apetezca descubrir a Nora Ephron, una imprescindible de la comedia romántica

Nora Ephron, directora y guionista, es la responsable de buena parte de las películas que caracterizaron los años noventa, con Meg Ryan como piedra angular de su producción. Algo para recordar fue su primer gran éxito como directora, así que es la película ideal para conocer este nombre imprescindible para todos los amantes de la comedia romántica.

Tags relacionados:

TE RECOMENDAMOS:

POST RECIENTES

Te puede interesar…

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para fines de afiliación y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Configurar y más información
Privacidad