Revista referencia en fenómeno fan

Capítulo 1115 de ‘One Piece’, la gran inundación

En el capítulo 11115 de 'One Piece' Vegapunk sigue con su discurso en el que no piensa dejarse absolutamente nada en el tintero.
Nami y Carrot leyendo.

Después del descanso de la semana pasada, One Piece vuelve a retomar el arco de Egghead en sus compases finales. Ya desde el capítulo 1113, y después de una larga cuenta atrás, Vegapunk ha estado desvelando los secretos que esconden los crípticos mensajes de los poneglifos que tanto se ha estado esforzando el Gorosei por ocultar. Ahora, el gran científico continúa revelando a través de los den den mushi de todo el mundo información que promete hacer temblar los cimientos de la serie.

El calentamiento global llega a One Piece

Si en el capítulo anterior la información que compartía Vegapunk tenía que ver con Joy Boy y su implicación en la guerra que tuvo lugar durante el Siglo Vacío, esta vez vuelve a retomar el hilo de la información con la que cerraba la entrega anterior. En el 1113, informaba a toda la población del mundo de One Piece del peligro que corrían. Pronto, decía, todas las islas serían víctimas de una increíble subida del nivel del mar. Metros y metros de agua inundarían la mayor parte de la tierra habitable del planeta.

Ahora, continuando con este asunto, Vegapunk hace saber que esta catástrofe ya sucedió en el pasado. Con unas viñetas e imágenes de fondo que quedan para el recuerdo, el científico ha anunciado lo inconcebible. Hace novecientos años comenzó una debacle que duró todo un siglo. El resultado fue una subida del nivel del mar de 200 metros, lo que provocó que la mayoría de ciudades de aquella época perdida quedaran irremediablemente sumergidas. El suelo que pisan en la actualidad, entonces, no es otra cosa que la cima del terreno que antes estaba sobre el nivel del mar.

No es la primera vez que en One Piece se habla de algún problema con las inundaciones y las subidas del nivel del mar. Durante el arco de Water 7, en el que aparecía por primera vez Franky y decíamos adiós al Going Merry, se hablaba de la crisis que existía en esta ciudad a causa de este fenómeno. Sin embargo, por aquel entonces no parecía haber motivo para sospechar de una causa que no fuera natural.

En aquel momento, nada parecía apuntar a la posibilidad de que el problema de las inundaciones de Water 7 fuera un asunto global.

Los responsables del desastre

Aunque parezca mentira, esto no es lo más importante de todo lo que se desvela en el último capítulo del manga de Eiichiro Oda. Lejos de ser una catástrofe natural sin otra justificación, lo sucedido durante aquel siglo fue causado por la mano humana.

En ese tiempo, continuaba el científico, y volviendo a la información que compartió durante el capítulo anterior, tuvo lugar una guerra entre una alianza de países y una facción liderada por el anterior heredero de la voluntad de Nika. En el transcurso de esas contiendas, se utilizaron artefactos con una capacidad de destrucción inimaginables para la sociedad actual. Esas terribles armas de destrucción masiva, llamadas armas ancestrales, fueron las responsables del cataclismo por un motivo desconocido hasta para el genio de One Piece. Ahora, están latentes, a la espera de volver a ser usadas una vez más, dejando nada más que devastación a su paso.

Es posible que el motivo de las inundaciones que han ocurrido los últimos días en la serie se deba a que el Gorosei utilizó la Mother Flame, que se sospecha que sea una de las armas ancentrales.

Los puntos comienzan a unirse

Poco a poco, se comienza a intuir la razón de ciertos asuntos hasta hora, y durante largo tiempo, inexplicables. Recordemos, sin ir más lejos, aquel mensaje del poneglifo de la isla gyojin en el que oíamos por primera vez el nombre de Joy Boy. En él, el héroe rogaba el perdón de los hombres pez por no haber podido cumplir su palabra. Muy a su pesar, iba a ser incapaz de ayudarles a reflotar la gran nave llamada Noah.

La analogía de este enorme navío con la legendaria arca de Noé es clara. Probablemente, se pretendiera utilizar para salvar a las civilizaciones del pasado de las inundaciones que asolaron a los territorios de aquel siglo aciago. Pero, de ser así, queda algo de difícil explicación. ¿Por qué iban a necesitar los gyojin un arca para salvarse del agua, cuando son seres acostumbrados a este elemento?

Una posibilidad que se abre, entonces, es que los hombres pez originalmente vivieran en tierra firme antes de la gran catástrofe. La isla gyojin, entonces, sería una ciudad perdida, una especie de Atlántida, engullida por las aguas. ¿Puede ser, incluso, que aquella civilización perdida, tuviera algo que ver con estos humanoides?

Un acierto

Es de digna de mención, además de la originalidad y la larga planificación que ha demostrado Oda a la hora de construir esta idea a lo largo de cientos de capítulos, la forma con la que ha decidido desvelar finalmente esta información.

Este discurso de Vegapunk, aunque interesante, corría el riesgo de ser pesado y poco dinámico por su extensión. Una conversación, con los mugiwara en la que Vegapunk hubiera decidido contarles todo lo que sabe no hubiera sido destacable ni hubiera creado la tensión que se ha conseguido con la estrategia que Oda ha decidido seguir.

Mientras que Vegapunk comparte toda esta información, en las viñetas vemos a un mundo expectante de escuchar sus palabras. La cara de el científico o incluso las batallas que están desencadenando en Egghead son mucho menos importantes que las reacciones de los habitantes de los diferentes puntos del planeta. Es cierto que el ritmo del relato se ha roto un poco por las excesivas pausas que ha habido durante esta parte fundamental del arco, pero aún así la tensión que se ha alcanzado es admirable. El mundo tiembla, y nosotros lo vemos con nuestros propios ojos. La próxima semana, por suerte, no habrá descanso del manga. Aleluya.

Tags relacionados:

TE RECOMENDAMOS:

POST RECIENTES

Te puede interesar…

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para fines de afiliación y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Configurar y más información
Privacidad