Revista referencia en fenómeno fan

Crítica de ‘Shogun’ 1×03, la serie confirma sus debilidades y fortalezas

Pese a algún bache en la acción, la serie sigue siendo una opción sólida.
Fotograma de Shogun

Dirigido por Charlotte Brändström, veterana de Los anillos de poder o The Continental, y escrito por Shannon Goss, Shogun 1×03 muestra a las claras por dónde le va mejor o peor. El politiqueo y las tretas siguen estando a la altura de lo visto en el estreno. Mientras tanto, las abundantes escenas de acción en Tomorrow is tomorrow no son un desastre pero podrían haber dado más de sí.

Aviso de spoiler de samuráis

Acción a medio gas

Tras las muchas series o películas que han logrado sacar lo mejor de la acción, de Warrior a John Wick pasando por Daredevil, es fácil pecar de morro fino. Shogun incluye elementos de este género, aunque no deja de ser un drama histórico en clave épica. En todo caso, el tercer episodio ahonda en las luchas. No son un desastre, fluyen lo suficiente, pero no logran clavar la excelencia del resto de apartados.

Un buen ejemplo es la lucha a tres bandas en el bosque entre los hombres de Toranaga (Hiroyuki Sanada), Ishido (Takehiro Hira) y los regentes católicos. Aunque se agradece el trabajo de luz, que permite ver lo que está pasando en lugar de ocultarlo en la noche, el resultado es algo confuso. Ni se percibe excesiva sorpresa en el asalto inicial ni se opta por abordar una perspectiva campal. A medio camino entre el combate singular y la contienda abierta, la escala del enfrentamiento no termina de definirse.

La huida de Osaka, con el marido de Mariko (Anna Sawai) haciendo una defensa de última línea que permite a su señor escapar, tampoco acierta del todo con la distancia. Quizá hubiera resultado más dramática una cámara cerrada en torno al samurái que tan valientemente da su vida, aparentemente al menos, por Toranaga. Sí que va como la seda la secuencia de los barcos, a la que ese relativo alejamiento en el punto de vista no afecta tanto como en las ocasiones antes contadas. Sea como fuere, son puntos de mejora que no arruinan a experiencia.

Jugarretas y comedia extranjera

Donde sigue haciendo un trabajo notable el episodio 3 de Shogun es cuando pone su mirada en las cuitas de sus protagonistas. Blackthorne (Cosmo Jarvis) tiene dos intercambios notables. Su relación con Mariko está entrando en el terreno de la tensión sexual. De hecho, tienen una charla bastante divertida sobre cómo las relaciones íntimas afectan a la salud. Al bruto inglés no puede pasarle por alto la poética del japonés para describir algo tan mundano como un orgasmo.

Además, el inglés se las tiene con Vasco (Nestor Carbonell) al quebrar desesperadamente el bloqueo en barco que les plantean en Osaka. Su intercambio de insultos podría ser parte de Our flag means death o Lo que hacemos en las sombras. Un contrapunto acertado a la trama política de Toranaga que se acaba de ver.

El equivalente a Tokugawa se pasa todo el capítulo 1×03 planeando su huida de la capital nipona. Antes de la mencionada escena del bosque se mete en una carroza femenina. Solo se salva por la agilidad mental de su mujer y otro hilarante teatrillo de Blackthorne. De momento el guion está sabiendo sacar partido de las diferencias culturales sin resultar ofensiva en ningún caso. Todo un logro en la sociedad actual.

De esta forma, el tercer episodio de Shogun se merece una crítica positiva. Pese al aspecto de la acción, por pulir, pero sigue acertando cuando se centra en la política o el choque cultural. Asimismo, va aclarando el escenario en el conflicto Toranaga/Ishido, con un golpe final de esos que satisfacen en base de dejar mal a los villanos gracias a un tecnicismo legal. Un clásico que no falla.

Tags relacionados:

TE RECOMENDAMOS:

POST RECIENTES

Te puede interesar…

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para fines de afiliación y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Configurar y más información
Privacidad