Revista referencia en fenómeno fan

‘Lady Bird’, la película sobre las dificultades del adolescente carismático

Queremos vivir algo intenso, como ‘Lady Bird’, por eso a veces nos ponemos esta película.
Lady Bird

En un año cinematográfico dominado por el fenómeno Barbie, el nombre de Greta Gerwig ha estado más presente que nunca en nuestras conversaciones y nuestros pensamientos (y nuestros corazones). Nuestra recomendación de hoy toma esas charlas, esas ideas y ese cariño que existe en torno a la directora y señala directamente hacia Lady Bird, su primera gran película. Una película sobre las dificultades y las posibilidades del adolescente carismático.

Historia y sinopsis de Lady Bird

Christine (Saoirse Ronan) ya no es Christine: ella se llama Lady Bird. En su último año de instituto, en un instituto cualquiera de Sacramento, la joven adolescente se siente incomprendida, frustrada por la monotonía, anhelando la libertad de los pájaros y “vivir algo intenso”, como ella misma explica. Es una joven con una personalidad que va definiendo desde la más pura adolescencia: emociones fuertes, estímulos que abruman, inquietudes de todo tipo, amores que elevan o destruyen. 

Lady Bird es el día a día de esta joven, una historia que bajo la mirada de Greta Gerwig, y con la interpretación de Saoirse Ronan, es siempre entretenida y estimulante. Ni siquiera necesitan construir un personaje que caiga bien (Christine es egoísta, inmadura en muchos aspectos) para que el espectador se sienta cercano a todo lo que se está narrando en pantalla. No hay que identificarse con todos los gestos y manías de la protagonista para reconocer los espacios que se comparten con ella: las dudas, la incertidumbre ante la cercana vida adulta, la confusión, el miedo a no ser suficiente. Lady Bird tiene mucho dentro, pero no siempre tiene a mano las herramientas necesarias para sacarlo, por eso sufre, se pelea, llora, se frustra y grita. Y todo se transmite de forma fantástica.

Cuándo recomendamos ver Lady Bird

Cuando apetezca una comedia dramática con personalidad

Lady Bird, como su protagonista, precisamente por su protagonista, tiene muchísima personalidad. Es una película sencilla de ver y también sencilla de seguir, de entender, pero tiene momentos y reflexiones extrañas, porque no deja de ser una historia sobre un personaje extravagante. Dado que se abordan desde la empatía y la cercanía, nunca dejan de ser comprensibles. Pero, sí, Lady Bird tiene mucha personalidad. No hay que esperar una repetición de fórmulas porque no es eso lo que se encuentra uno aquí.

Cuando apetezca una película de madres e hijas

Porque Lady Bird no solo va de una adolescente con personalidad: también de la relación de esta con una madre que vive pendiente de su hija, trabajando por su hija, pensando en su hija y a veces sin poder conectar con ella. Va de una hija que nunca deja de ser una joven vulnerable que a veces todo lo que necesita son los brazos de su madre, incluso cuando desea rechazarlos. Lady Bird es también una película de madres e hijas que emocionará a quienes se sientan cercanos a este tipo de historias.

Cuando descubras el nombre de Greta Gerwig

Aunque Lady Bird fue, en su día, el salto de Greta Gerwig al mundo de la dirección, después de años trabajando como guionista e intérprete, el nombre de esta directora, como directora, no tuvo una gran repercusión mediática hasta su Mujercitas (2019), repercusión que ha terminado de consagrarse con Barbie (2023). Lady Bird fue, sin embargo, su primera gran obra. Así que si tú también has llegado a Greta Gerwig, seguramente por alguna de las anteriores mencionadas, y te han gustado lo suficiente, Lady Bird es para ti. Los códigos, las preocupaciones, el subtexto y las imágenes de Gerwig están presentes aquí también.

Cuando apetezca un poco de Saoirse Ronan

Qué decir de Saoirse Ronan. Esta actriz nos enseñó a todos a pronunciar su nombre con tan solo 13 años, cuando sus sorprendidos y escandalizados ojos azules iniciaban la trama de Expiación, más allá de la pasión. Ya por entonces estuvo nominada a un Premio Oscar en la categoría de mejor actriz de reparto. Ha tenido otras tres nominaciones, ya en la categoría de mejor actriz, y Lady Bird es una de ellas. La fuerza, la emoción y la naturalidad de Saoirse Ronan tienen en esta película de Greta Gerwig uno de sus mejores escaparates. Así que, sí, hay que verla cuando apetezca un poco de Saoirse Ronan, que es algo que sin duda sucede.

Tags relacionados:

TE RECOMENDAMOS:

POST RECIENTES

Te puede interesar…

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para fines de afiliación y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Configurar y más información
Privacidad