Revista referencia en fenómeno fan

El retorno de Sam o cómo salvar la Tierra Media por lealtad suicida

Este momento clave de 'El retorno del rey' demuestra que el ordenanza es tan héroe como su maestro.
Sam salvando a Frodo en Cirith Ungol

Es una de las escenas más controvertidas de la trilogía cinematográfica de El señor de los anillos. A diferencia de los libros, Frodo expulsa a su más fiel servidor antes de entrar en el nido de Ella-Laraña. Gollum logra engañar a su supuesto amo, asegurándose una oportunidad para hacerse con el anillo de poder. Sea como fuere, de ello se deriva uno de los momentos más importantes de El retorno del rey. Ese en el que Sam vuelve a la torre de Cirith Ungol, portador de Dardo y la luz de Eärendil, para rescatar a un maestro al que creía muerto. Un acto de lealtad suicida, de inmunidad a la tentación y de heroísmo que acabaría por salvar la Tierra Media tanto como la carga de los campos de Pelennor.

«¿Huir? ¿Huiiiiir?»

Peter Jackson y equipo adaptaron muchísimo los pasajes de Tolkien en lo tocante a Cirith Ungol. En primer lugar, porque lo movieron del cuarto libro, la segunda parte de Las dos torres, a El retorno del rey. Algo con lógica, pues de lo contrario poco habrían podido mostrar a Frodo y Sam en la última entrega de la trilogía cinematográfica.

Lo de hacer que Frodo eche a Sam porque Gollum ha tirado el pan élfico que les quedaba y hace creer que el gordo seboso se lo ha comido causó algo más de conflicto. Aportaba mucho más drama al conjunto, a costa de alejarse del material original. En general, el portador del anillo siempre fue mostrado menos virtuoso, más afectado por su carga, en el cine que en las novelas. Una acentuación cuyo culmen, seguramente, sea esta escena.

Sam, en cambio, sale beneficiado. J.R.R. dio a entender confusamente en la extensa carta 131 de 1951, escrita a su colega y posible editor Milton Waldman, que Sam podía ser el héroe principal de El señor de los anillos. En el párrafo donde lo insinúa habla al tiempo de Aragorn y del hobbit, aludiendo a las historias de amor de ambos. Señala que la de Rossie es más vulgar, pero también más directa e importante en el desarrollo del personaje que la de Arwen y el dünadan. Los films parece que tiraron por esta vía que exalta al mediano, compartida por su hijo Christopher, ya que adornan su periplo con un primer retorno tras la mencionada expulsión.

El ordenanza vulgar y obtuso

Jackson no hizo tanto hincapié como Tolkien en la diferencia de clase de la dupla, pero la dinámica de soldado-oficial sí que se deja caer. La figura del ordenanza corresponde a la de un soldado encargado de realizar las tareas diarias de un oficial. En el ejército británico se les ha conocido históricamente como batmen, batman en singular. Ese es, exactamente, el rol de Sam. En la carta a H. Cotton Minchin, de 1956, Tolkien lo confirmó de forma directa:

«Mi Samsagaz es en efecto (como notarás) una representación del soldado inglés- injertado en los chicos de pueblo de antes, la memoria de los soldados rasos y mis ordenanzas, que conocí en la Guerra de 2014, y reconocí como muy superiores a mí mismo.»

Carta de J.R.R. Tolkien a H. Cotton Minchin, 1956.

La servidumbre de Gamgee es total, pero la inferioridad de rango no supone nada en lo tocante al heroísmo. En Cirith Ungol y en muchas otras ocasiones, de no ser por Sam, Frodo hubiese muerto. Hizo como San Simón al ayudar a Cristo a llevar la cruz a su perdición en el Gólgota, como Sancho Panza al aguantar las locuras de su Quijote. Su fuerza de voluntad viene de la vulgaridad, de ser un don nadie.

Por eso resiste la tentación del anillo en el film, devolviéndoselo a su amigo al rescatarle, y en el libro, al rechazar el jardín eterno ofrecido por Sauron en Mordor. Pero, al tiempo, es esta capacidad de ser común lo que provoca que Gollum les traicione. Frodo fue capaz de perdonarle, mas lo «obtuso» y «engreído» de Sam, como señala Tolkien en una carta de 1963 a Eileen Elgar, motiva que Smeagol decida entregarse a su tesoro en lugar de a su nuevo amo. Comentadas estas virtudes y carencias del jardinero, puede pasarse al evento que permitió a la Tierra Media no ser dominada de nuevo por Sauron.

El rechazo de una tentación tan grande como la del anillo

Sam podría haber huido perfectamente al creer muerto a Frodo. Hasta esos momentos de la ficción seguía creyendo que puede haber un después. El martirio está en la mente del portador, no de su ayudante. Cuando los orcos acuden al lugar donde reposa su maestro, paralizado por Ella, se oculta y escucha. Es cauto, no tira su vida y obtiene la recompensa de saber que su amigo no está muerto.

Su cariz de soldado se refleja en que recoge el anillo y las armas. También en la entrega que demuestra no solo a Frodo, sino a la misión que tenía. Como un correo en las trincheras de Verdún, tiene que entregar un objeto a un lugar peligroso e inaccesible y eso hará. Se asegura que ese mandato siga siendo posible.

Irse con Rosita era más fácil que asaltar una torre repleta de orcos. Volver a ver a su tío, su jardín, su pub… La humildad del lacayo le sirve de soporte, no de refuerzo tentador. Así ha lugar un retorno tan puro e importante como el de Aragorn a la Ciudad Blanca. Lealtad al amigo, a su sociedad, a su misión y a sí mismo empujan a Sam a asaltar la torre de Cirith Ungol.

Un rescate suicida

Si antes de encarar la escalera vertical hacia Mordor Sam pensaba en volver, cuando asalta su cima sabe que no lo hará. Sigue aquí el paralelismo con Aragorn, mencionado en el párrafo anterior. Este acata su destino, ser rey, al obtener la espada que le confirma como heredero de Isildur. El hobbit hace lo propio al aceptar que el viaje al monte del Destino es solo de ida.

En cuanto a la propia intentona, es en sí misma un suicidio. Sam solo obtiene el éxito debido a la inquina natural de los siervos de Sauron. La preciada malla de mithril provoca un motín entre uruks y orcos, que el ordenanza aprovecha. De nuevo, la maldad sin límites es un arma para el bien.

Durante el periplo porta el anillo de poder. Hay que tener en cuenta que ha estado cerca de él más que ningún otro miembro de la comunidad sin contar a Frodo. Lo recoge y lo porta, pese a lo cual es capaz de devolverlo sin dudar a su superior. Como Faramir en las novelas y Aragorn tanto en ellas como en las películas, es capaz de rechazarlo con suma facilidad.

Un punto de inflexión para Sam, El retorno del rey y la trilogía

Peter Jackson hace coincidir los eventos de Cirith Ungol con la batalla de Minas Tirith y los campos de Pelennor. En esta última, también un hobbit tendrá un papel clave ayudando a Éowyn a derrotar al Rey Brujo. Otro mediano permitió que la carga rohirrim ocurriera al encender las almenaras de Gondor. El culmen de la trilogía lo protagonizaría Frodo al conseguir llevar el anillo al monte del Destino con éxito. Que sucumbiera era una necesidad tan grande como su piedad para que Gollum viviera y pudiera caer con el anillo.

Pero sin el leal batman no habría habido historia. Cumplir con el deber hace que ni la tentación de huir ni la del anillo corrompan a Sam. La joya es la carga de Frodo. El sobrino de Bilbo, afectado por la mezcla de estrés postraumático y fiebre de las trincheras que provocan las hojas de Morgul, es la de Gamgee. Ese compuesto entre amistad y lealtad que tienen ambos supone el pegamento central de la trilogía. El rescate de Cirith Ungol se erige como la mayor muestra de tal unión. Es además el punto de inflexión de un personaje central que deja claro por qué un ordenanza puede ser igual de importante que un oficial.

Tags relacionados:

TE RECOMENDAMOS:

It seems we can't find what you're looking for.

POST RECIENTES

Te puede interesar…

Judith Torquemada
02/03/2024
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para fines de afiliación y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Configurar y más información
Privacidad