Revista referencia en fenómeno fan

‘Slow horses’, un divertido thriller de espías con los más inútiles del MI5

Un claro ejemplo de que cuanto peor, mejor.
Gary Oldman como Lamb en Slow Horses

Apple TV+ tiene una política de apostar por la calidad antes de la cantidad. Además, es especialmente notable en lo tocante a ciencia ficción, como demuestran Invasión, Para toda la Tierra o Fundación. Pese a ello, también tienen ficciones muy destacadas en otros géneros. Véase Slow horses, un thriller de espías en tono de comedia negra que complementa a la perfección Volar en círculos, el documental sobre John Le Carré que se puede ver en la misma plataforma.

Sinopsis de Slow horses

La serie es una adaptación de los libros de Mick Herron, novelista británico especializado en género policiaco. Su serie Slow horses tiene más de diez entregas y sigue todavía en expansión. Al igual que la serie, se basa en una oficina especial del MI5, servició de inteligencia del Reino Unido. Se trata de la Ciénaga, el lugar al que mandan a agentes caídos en desgracia o que simplemente son inútiles.

El líder del grupo, al que llaman los Slow horses (caballos perdedores), es Jackson Lamb. Agente veterano y capaz, es también un resentido de primera venido a menos por su actitud antisocial y alcoholismo rampante. Un personaje muy al estilo Backstrom. Lo encarna un Gary Oldman en su versión más friki. El coprotagonista es River Cartwright, al que da vida Jack Lowden. Es un joven miembro del cuerpo que la fastidió en un ejercicio de pruebas. Completan el reparte nombres como Kristin Scott Thomas, Rosalind Eleazar o Saskia Reeves.

Cada temporada abarca un caso en el que los Slow horses demostrarán que sí, que son inútiles o inadaptados, pero que tienen capacidad para salvar el día si les apetece. En buena parte, esto ocurre por la corrupción del MI5 y el egoísmo de sus dirigentes.

Cuándo recomendamos ver Slow horses

Para fans del género de espías

Aunque sea una serie con tintes paródicos, Slow horses sigue siendo una ficción más que competente en su género. Ahí se parece a películas como Zombies party, Arma fatal o Bienvenidos al fin del mundo. Las reminiscencias sobre los maestros británicos de la novela de espionaje dura, como Le Carré, es directa en todo momento. De hecho, incluso hay un personaje que es similar al escritor a todos los niveles, el padre de River Cartwright.

Si se quiere un thriller cómico

Dicho lo anterior, el factor cómico de la serie de Apple TV+ es sobresaliente. Encabeza esta faceta de la ficción un Gary Oldman que hace lo que quiere con su personaje. El rango es amplio en su humor. Por ejemplo, tiene un montón de gags físicos que tiran de flatulencias. Al tiempo, las faltadas que realiza son antológicas. El resto de personajes tienen muestras hilarantes de patetismo, clasismo y de autoparodia británica.

De gustar la estética británica

Porque la última palabra del anterior párrafo no es baladí. Slow horses es muy, pero que muy british. Esto va desde las ubicaciones a las organizaciones implicadas. Londres es omnipresente, aunque se exploran otros espacios como la campiña. Por otro lado, el MI5 y diversos entes gubernamentales de Reino Unido tienen también una gran importancia. Como siempre, guion y ambientación juegan a la perfección para hacer de las islas algo muy atrayente.

Tags relacionados:

TE RECOMENDAMOS:

POST RECIENTES

Te puede interesar…

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para fines de afiliación y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Configurar y más información
Privacidad